¡Barriga Llena y Corazón Contento!

May 17
Blog contento

El día de hoy decidí compartir con todos ustedes mi famosísima receta para hacer brownies crudiveganos. Este tipo de comida es súper saludable porque es alcalina, tiene todas sus enzimas intactas y conserva todos sus minerales y vitaminas al no ser calentada. Esta receta es deliciosa, fácil de hacer y todo un éxito. 

Pero antes de llegar a la receta, quiero platicarles un poco de mi experiencia con la comida después de muchos años de vivir obsesionada, con miedo y culpa de casi todo lo que comía. Los últimos diez años de mi vida me la he pasado estudiando nutrición en las mejores escuelas  del extranjero. 

Me puse a estudiar de todo, desde nutrición integral, clínica, deportiva, estética hasta holística. Mi cabeza estaba saturada de información y mientras más información tenía, mi miedo hacia la comida iba creciendo y creciendo….Llegó un momento en el que mi vida giraba alrededor de la comida y mi experiencia de vida se veía casa vez más limitada y triste. 

Cuando ya no podía más, me rendí, y  fue en este momento cuando me abrí a vivir mi vida desde otra perspectiva y me empezaron a llegar maestros, libros, experiencias y milagros que me llevaron a tener otra perspectiva de vida.

Dentro de las cosas más importantes que aprendí es que cuando se trata de comer y de los alimentos, siempre van a existir opiniones distintas de los beneficios o los daños de un mismo alimento. Por cada lado bueno de la comida que encuentra un investigador, siempre hay otro investigador que va a decir todo lo contrario. Que si la comida orgánica es mejor, o que si una dieta vegan o vegetariana es mejor, o que si es la paleo diet, o que si es low carb, o que si es low fat, etc, etc. 

Después de vivir obsesionada por comer una dieta orgánica, detox, sin colorantes, preservativos, y súper sana, mi salud se deterioró en vez de mejorar, ya que mi miedo hacia la comida literalmente hacía que todo lo que comiera no se absorbiera al máximo y la ansiedad que sentía hacía que mi dieta puritana no sirviera de nada.  

Al nivel más básico, todos somos energía, y la vibración de energía que emites con tus pensamientos, sentimientos, palabras y acciones se manifiesta en tu vida física y material. Si yo como algo  y me siento culpable, con miedo, ansiosa y con tensión, estoy emitiendo esa frecuencia de energía que va a hacer que todo lo que coma se manifieste bajo esa frecuencia, es decir, con indigestión, con kilos de más, con inflamación y con lenta absorción de nutrientes. Si como algo y me siento feliz, tranquila, en paz y me concentro en los beneficios de lo que acabo de ingerir, esa frecuencia de energía va a hacer que lo que coma se manifieste en bienestar, en energía, en salud y en belleza. 

En otras palabras, aprender a disfrutar de la comida, y enfocarnos en los beneficios que ésta nos brinda nos va a generar un resultado increíble en nuestro cuerpo, tanto por dentro como por fuera. Ojo, no estoy diciendo que no existan alimentos más sanos que otros, sino lo que estoy tratando de decir es que nuestros sentimientos y  nuestras perspectivas ante lo que comemos son mucho más importantes que las propiedades del alimento en sí. Esto lo sé por experiencia propia y por la experiencia de miles de personas que han pasado por el mismo proceso.

Cuando comas concéntrate en los beneficios, el placer y la satisfacción de poder disfrutar de los diferentes sabores, texturas y aromas de los alimentos. Deja ir la culpa y el miedo y confía en la sabiduría de tu cuerpo y el poder de tu corazón. Cuando comes bajo esta perspectiva, no sólo vas a notar una mejoría en tu salud, sino en tu físico, tu experiencia de vida y tus niveles de alegría. 

Y ahora sí, te paso esta receta tan esperada:

Brownies Crudiveganos
Ingredientes:
 1 taza de nueces pecanas naturales
 1 taza dátiles medjool deshuesados
 6 cucharadas de caco en polvo
 4 cucharadas de coco rallado
 2 cucharadas de miel de abeja o agave
 ¼ cucharada de sal de mar

Instrucciones: 
Coloca las nueces pecanas es un procesador de alimentos y procesa hasta que las nueces estén pequeñas y un poco pegadas como en forma de pasta.
Añade los dátiles en el procesador junto con las nueces y sigue procesando hasta que se desbaraten y empiecen a formar una masa.
Añade los siguientes ingredientes hasta que todos queden bien mezclados (mezcla los grumos con una cuchara y sigue procesando)
Colcola la mezcla en un molde cuadrado, extiéndela con tus manos y refrigérala por dos horas.
Saca la mezcla y corta los brownies en forma de cuadrado. Compártelos y disfrútalos!!!

En amor y paz,
Monica

PD. Si estás interesado en una cita personalizada de nutrición y aprender más recetas saludables mándame un mail a monica@monicarodriguez.com

SUBIR A MENÚ